• € (EUR)
  • Necesito ayuda

¿Quiere regalar una obra de arte? Descubra nuestra guía para Navidad

¿Cómo conservar las esculturas de su colección?

Las principales causas de deterioro de las esculturas están relacionadas con el entorno, la manipulación y el mantenimiento. Las medidas preventivas y de mantenimiento pueden aliviar cada una de estas causas. Las esculturas deben mantenerse alejadas de los radiadores, rejillas de ventilación y calefactores. No deben colocarse contra las paredes exteriores ni sobre superficies frías y húmedas. Debe evitarse el contacto directo con el suelo, por lo que deben colocarse en plataformas o estanterías.

Hay que prestar atención al entorno de la escultura. Así, se recomienda mantener un nivel de humedad relativa entre el 35 y el 65% y una temperatura estable entre 20 y 22° C. Para evitar el agrietamiento, la dislocación de las juntas y otros fenómenos de contracción, el nivel de humedad relativa no debe ser inferior al 30%, ni superar el 70% para evitar el hinchamiento y el desarrollo de moho.